Tokio, la megaurbe que quería tocar el cielo

Cuando se llega por primera vez a Tokio, uno entiende la mezcolanza de sensaciones de Bill Murray en Lost in Translation. Y es que esta ciudad impresiona. A veces, incluso te supera. Con sus luces y estruendo continuo,que brotan a borbotones de todos los rincones. Rascacielos de cristal que se lanzan hacia el cielo, cubiertos de neones y de pantallas enormes con anuncios publicitarios y videoclips a todo volumen. Gente, miles de personas, arribay abajo. Metros que atraviesan la ciudad, al descubierto. Calles repletas de pachinko, salones de máquinas tragaperras que funcionan desde muy temprano hasta altas horas de la noche. Así es Tokio.

En el metro en Tokio

En el metro en Tokio

Hace dos veranos viajé durante un mes por Japón. Fue una experiencia increíble. El país es una pasada, lleno de contrastes. Mi viaje partió del sur del Japón, y subió hasta Tokio. Seguramente, si ahora volviera al país del sol naciente,no haría este mismo recorrido. Quizás repetiría Miyajima,Kioto y algún pueblecito más, y me dedicaría más a visitar el norte del país. En el Viajar, de La Vanguardia, me pidieron un relato no de Japón, sino de Tokio. Y aquí lo tenéis. Las fotos, la mayoría, también son mías 😀

(Reportaje publicado en Viajar, 23 de junio. La Vanguardia)

Léelo en PDF aquí: Tokio, la megaurbe que quiso tocar el cielo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s